Metales, minerales, salud y medioambiente

METALES, MINERALES, SALUD Y MEDIOAMBIENTE

Mario Pinero

Resumen

INTRODUCCIÓN 

  • Básicamente los seres vivos están compuestos de agua y minerales. El peso de estos minerales en el cuerpo humano puede sobrepasar los tres kilos, siendo la proporción de los mismos, la siguiente:
  • Azufre: 0,65
  • Calcio: 1,68
  • Carbono: 19,38
  • Cloro: 0,18
  • Fósforo: 0,64
  • Hidrógeno: 9,30
  • Hierro: 0,005
  • Magnesio: 0,04
  • Nitrógeno: 5,15
  • Oxígeno: 62,80
  • Potasio: 0,22
  • Sodio: 0,26
  • El resto lo componen los oligoelementos, fracciones pequeñísimas que no obstante son de vital importancia para el mantenimiento de la salud, ya que intervienen en múltiples reacciones enzimáticas muy importantes para la supervivencia

ALUMINIO

Metal no ferromagnético. Es el tercer elemento encontrado en la naturaleza, en una proporción del ocho por ciento de la corteza terrestre, formando compuestos de muchos silicatos.

Es buen conductor de la electricidad y del calor.

Indicaciones: en dosis homeopáticas, oligoelementos, compuestos coloidales, respetando las dosis y  los consejos de un especialista, estará indicado en problemas nerviosos, cerebrales, insomnio. Problemas de desarrollo intelectual de los niños. Atonía cerebral. Oligofrenia.

Toxicidad. Parece influir negativamente en la enfermedad de Alzheimer.

Generalmente la exposición al aluminio no es dañina. La exposición a altas dosis causará serios problemas de salud. Puede producir lesiones renales y alteraciones cerebrales.

Algunos individuos son más propensos a la intoxicación por aluminio. Las causas más corrientes de sobre dosificación son la ingesta de medicamentos con altas dosis de aluminio. Inhalación de polvo de aluminio en el lugar del trabajo. Industrias de extracción y procesado del aluminio. Uso excesivo de utensilios de este metal en la cocina

ANTIMONIO

La cantidad de antimonio sobre la corteza terrestre es de aproximadamente un 0,3 a 0,4 ppm. Su aplicación en la industria es mucho más importante que su uso medicinal, debido a su alta toxicidad. Su mismo nombre deriva de anti monje, porque, en el siglo xv, un médico de la época, sin conocer las dosis y su preparación, causó estragos con su uso, en un convento. Otra versión sugiere que la palabra es un compuesto de dos palabras latinas “anti” (miedo) y “mono” (sólo).

Fue estudiado y probado por Paracelso, Basilio Valentín y otros estudiosos de la edad media y renacimiento con fines medicinales.

Se escribieron numerosos tratados sobre sus cualidades médicas, destacando su uso como expectorante, purgante, emético, depurativo….

El tres de agosto de 1866 fue  declarado veneno oficialmente.

El aire que contiene grandes cantidades de antimonio y durante largos períodos de exposición produce irritación de ojos, problemas de estómago, corazón y pulmones.

La exposición ocupacional está limitada a 0,5 mg por metro cúbico de aire en ocho horas.

El nivel máximo en el agua potable es de 0,006 ppm

Toxicidad. Dermatitis, obstrucción bronquial, diarreas y vómitos

Indicaciones. A dosis  homeopática se usa para el tratamiento de enfermedades digestivas y de la piel

ARSÉNICO

Muestra propiedades intermedias  entre los metales y los no metales. Pertenece a la familia de los metaloides. Se presenta principalmente en forma de sulfuros. Está contenido en la formulación de algunos medicamentos a pesar de ser sumamente tóxico. Es un elemento químico imprescindible para la vida. Está presente en carnes, vegetales y cereales, pescados, crustáceos. Las dosis necesarias de 14 ug diarias estarán cubiertas con el consumo de estos alimentos.

Empleado con fines terapéuticos desde muy antiguo, está prácticamente abandonado por la medicina occidental en la actualidad, salvo en el caso del trióxido de arsénico, utilizado en el tratamiento de pacientes con leucemia promeliocítica aguda

Fue estudiado y utilizado por Plinio, Galeno, Dioscórides y otros sabios de la antigüedad, que ya conocían sus efectos tóxicos y corrosivos. Lo utilizaron para afecciones de la voz, tos y disneas. Los árabes también lo utilizaron medicinalmente en usos externos, en pociones y otros preparados.

Paracelso lo utilizó ampliamente en sus prácticas médicas. También fue  estudiado por Alberto Magno y Roger Bacón. Muy utilizado en el siglo xviii, fue sustituido por los antibióticos y las sulfamidas.

Toxicidad. No es infrecuente la intoxicación por este metaloide. Contaminación de acuíferos, contaminación industrial, pesticidas. Una ingestión igual o superior a cien miligramos o menor cantidad durante mucho tiempo puede ser causa de envenenamientos graves. Se está estudiando la posibilidad de que produzca afecciones cancerígenas. Su exceso provoca vómitos, diarreas, fallos hepáticos y renales, deshidratación y edema pulmonar.

Indicaciones. En homeopatía se utiliza en tratamientos contra la ansiedad, problemas digestivos y respiratorios…

AZUFRE

Abunda bastante en la naturaleza. Es necesario para muchos aminoácidos y esencial para todos los organismos, también para las proteínas.

Muy utilizado en la industria.

Los egipcios lo utilizaban en la purificación de templos y grandes edificios. También los griegos lo utilizaron con el mismo fin. Lo mismo que en la actualidad, se utiliza para desinfectar recipientes para el vino y otros usos similares

Muy importante en la nutrición humana ligados a aminoácidos como la cistina y la metionina, así como al encima glutatión.

Alimentos que lo contienen: limón, cereales integrales, ajos, cebollas, hortalizas, legumbres, frutos secos, carne, huevos, pescados. Es muy difícil observar carencias en una dieta normal

Síntomas de carencias. Problemas en la piel, uñas y pelos. Iría acompañada de carencias proteínicas.

Indicaciones. A dosis homeopáticas, en aplicación coloidal o en forma de oligoelementos se utiliza en: como depurativo, laxante, cólicos intestinales, reumatismo, inflamación del hígado, rinitis, leucorrea, inflamación de ganglios, otitis, trastornos de cabellos y uñas, trastornos degenerativos asociado a zinc y selenio, otitis, conjuntivitis, eccema, psoriasis, verrugas, forúnculos, anginas, vómitos…

Dosis catalíticas: 1 mg/día.

BISMUTO

De creciente importancia comercial como sustituto del plomo, debido a la alta toxicidad de este.

Utilizado en la década de los 60 por la medicina química asociado a antibióticos, ocasionó múltiples casos de iatrogenia, por lo que fue prohibido en la formulación de cualquier preparado que lo contuviese.

Toxicidad. Anemia, problemas en la piel, diarreas.

Indicaciones. A dosis coloidal, homeopática, o con oligoelementos, se emplea en problemas de garganta, amigdalitis, gastroenteritis.

CADMIO

Es uno de los metales más tóxicos, junto al mercurio. Abunda poco en la naturaleza.  Encontrándose principalmente en la corteza.

Los alimentos más ricos en cadmio son los champiñones, mariscos, mejillones, cacao, patés, algas…

Toxicidad. El humo del tabaco, también el de la soldadura eléctrica, transporta el cadmio a los pulmones produciendo trastornos graves.

Otros efectos sobre la salud son: daños al sistema nervioso central, daños al sistema inmune, desórdenes psicológicos, desarrollo de cáncer, diarreas y vómitos, problemas de estómago, problemas de fertilidad, descalcificación

Unas 25000 toneladas anuales son liberadas al medio ambiente, al aire por los incendios y volcanes a los ríos por descomposición de la corteza terrestre, el resto por las actividades humanas. Muy utilizado en la industria

Antagonistas del cadmio son el cobre, el calcio, Hierro, zinc, vitamina D

Indicaciones. En homeopatía se utiliza en trastornos del sueño, cáncer, temblores, dolores, cefaleas, debilidad, irritabilidad….

CALCIO

Es un elemento muy importante y numeroso en los animales, con casi el 2,5 por ciento de su composición. En los vegetales no llega al 0,008 por ciento. Formando compuestos se encuentra en la naturaleza en una proporción del 3,5 por ciento, siendo el quinto elemento sobre la corteza terrestre.

Interviene en muchas reacciones enzimáticas. Junto al potasio y el sodio regulan la contracción muscular. También participa en el metabolismo del glucógeno. Actúa como un estabilizador de membrana, influyendo en la transmisión de los iones a través de ellas, liberando neurotransmisores. Interviene en la transmisión nerviosa y en la regulación de los latidos del corazón unido a los iones de magnesio, potasio, sodio.

De los 1200 gramos contenidos en el organismo de un adulto, más de un noventa por ciento lo componen, huesos, dientes y otros tejidos duros. Casi el cuarenta por ciento de los minerales que constituyen nuestro cuerpo está como calcio, en forma de fosfatos y carbonatos. Actúa como mediador intracelular en muchos procesos metabólicos del organismo (coagulación de la sangre, contracción muscular, regulación de la enzima quinasa, transferencia de fosfato…)

Factores que influyen en la absorción del calcio: vitamina D, ácido oxálico, ácido fítico, mala absorción de grasas, medicamentos, fibras dietéticas, envejecimiento, inmovilidad, ingesta insuficiente,  traumatismo óseo, embarazo, ejercicio  intenso, infecciones, operaciones quirúrgicas,  exceso de fósforo, exceso de diuréticos, problemas de tiroides y paratiroides, menopausia  …

Déficits. Si  la carencia de este elemento se produce durante mucho tiempo puede afectar con deformidades óseas y otras enfermedades  (osteoporosis, raquitismo, osteomalacia, tetania, hipercolesterolemia, cánceres intestinales, hipertensión…)

Alimentos que lo contienen. Principalmente los lácteos y derivados. También en alimentos vegetales (brócoli, col, nabo y pescados, salmón, almejas, sardinas. Frijoles) Cantidades en contenido decreciente: queso manchego, algas marinas, sardinas en aceite, higos secos, leche de vaca, caviar, yogur, sésamo, avena, judías, zanahorias, huevos, bacalao, miel, margarina, jamón, naranja … La ingesta diaria de calcio oscilará entre 600 y 800 miligramos

Los requerimientos diarios de calcio se incrementan durante la infancia, el embarazo, niñas adolescentes. Enfermedades carenciales. En estos casos se puede recurrir a la ingesta de diferentes formas de presentación del calcio: quelatos, harina de huesos, ascorbato, carbonatos, dolomitas.

Requerimientos por grupo de edad: hasta los seis meses 400 miligramos. De seis a doce meses 600 miligramos. De uno a Díez años 800-1200 miligramos. De once a catorce años 1200-1500 miligramos. De veinte y cinco a treinta años-800-1200 miligramos. Menopausia 1000-1500 miligramos.

Síntomas de carencia: Comúnmente asociado a la carencia de vitamina D. Alteraciones neurológicas (inflamaciones, cataratas, depresión, psicosis,  demencia, espasmos y convulsiones en casos graves, tetania)

Causas de hipercalcemia: Intoxicación por vitamina D, inmovilización, hipertiroidismo, procesos malignos, sarcoidosis, mixedema, diuréticos tiacídicos, hipercalcemia de la niñez, éxtasis venoso, enfermedad de Addison, enfermedad de Cushing, síndrome alcalino.

Síntomas de exceso de calcio: Dolor abdominal, estreñimiento, anorexia, náuseas y vómitos, dolor al orinar con poliuria. Si continua la intoxicación aparecerá un cuadro de delirio, confusión, psicosis, estupor, debilidad, convulsiones, shock, coma.

Indicaciones. Artrosis, osteoporosis, trastornos de la coagulación, trastornos cardíacos, trastornos respiratorios, trastornos de insomnio, envejecimiento, alergias, asma, urticaria, anemia, diabetes, calambres, vértigo, raquitismo, traumatismo óseo, úlceras, trastornos gastrointestinales, trastornos de la dentadura.

CLORO

Es un elemento químico esencial para la vida. El gas mostaza, un derivado del cloro, se empleó como arma química durante la primera guerra mundial y en otras guerras recientes (bombas de cloro). Es muy abundante en la naturaleza, aunque combinado con otros compuestos, especialmente con el agua marina. Muchos compuestos organoclorados presentan graves problemas ambientales, y los clorofluorocarburos contribuyen a la destrucción de la capa de ozono.  Se emplea en la industria metalúrgica, alimentaria, limpieza, desinfectante, depuración de aguas, blanqueo de papel, explosivos, pesticidas, limpiador de tuberías, plásticos, farmacia, tintes, colorantes… Cerca de un quince por ciento está contenido en el cuerpo humano.

Toxicidad. Es muy tóxico. Hay que manejarlo con precaución.

Carencias. Síntomas. Hipoclorhidria, carencia de potasio y sodio, eliminación excesiva, trastornos musculares, caída del cabello. A veces producidas estas carencias por diabetes, cirrosis hepática, diarreas, vómitos…

Funciones. Hidrata, contribuye a la distribución de las hormonas, regula al potasio y al sodio, contribuye al equilibrio ácido básico de la sangre, desintoxicación, formación de ácido clorhídrico, regula la presión arterial…

Indicaciones. No se utiliza en dietética en estado puro. Unido al sodio y al potasio se  emplea (cloruro sódico o potásico)

En homeopatía se emplea para tratar trastornos mentales, espasmos, disneas, escalofríos, disfunción eréctil, disneas, hemorragias, cefaleas….

COBALTO

Es un elemento esencial en pequeñas cantidades. Considerado sin valor en la edad media, el radio isótopo de cobalto Co-60 es en la actualidad uno de los agentes más utilizados en el tratamiento del cáncer, así como en la esterilización de alimentos.

Tiene múltiples usos industriales.

Toxicidad. Radioactividad del Co-60, la exposición prolongada a su radiactividad puede provocar cáncer. El polvo de cobalto además de ser tóxico es inflamable.

Alimentos que lo contienen. Cerveza, ajo, cebolla, pescados, hígado, leche, cereales, hojas verdes, legumbres, frutos secos, levadura de cerveza, arroz integral…

Importante para: regulador del sistema nervioso, regulador del sistema venoso, regulador intestinal, importante en la formación de la vitamina B 12, regulador hormonal, regulador del azúcar en sangre, formación de aminoácidos y del ácido fólico.

Síntomas carenciales. Problemas digestivos, hipotensión, irritabilidad, debilidad, generalmente unidos a una carencia de vitamina B 12.

Indicaciones. En tratamientos con oligoelementos o coloides, estaría indicado en: varices, flebitis, hemorroides, angustia, angina de pecho, cólicos intestinales, alergias, arterioesclerosis, sabañones, anemia, arritmias.

COBRE

Forma junto con la plata y el oro el grupo del cobre. Es el segundo mejor conductor de electricidad, después de la plata.

Su papel es muy importante en el proceso de fotosíntesis de las plantas. Así como también en la formación de glóbulos rojos y en el buen funcionamiento del sistema inmunitario, mantenimiento de los vasos sanguíneos, nervios y huesos. Es esencial para el mantenimiento  de la vida humana.

Toxicidad. Es conveniente cuando se sigue un tratamiento con oligoelementos de este metal, tomarlo junto con vitamina C y cinc, para evitar acumulaciones en el organismo. La intoxicación aguda por sobrepasar la dosis catalítica de 15 mg día se presenta con dolores abdominales, náuseas y  vómitos, trastornos mentales, diarreas. Irritación de las vías respiratorias por su inhalación.

El Valor máximo tolerado en el trabajo es de 0,2 mg/m3 para el humo y de 1 mg/m3 para el polvo. La ingestión de más de 30 g de sulfato de cobre es potencialmente mortal.

Las recomendaciones de la OMS indican no sobrepasar los 2 mg/l en el agua potable “Guía de la calidad del agua potable”.

Función. Refuerza el sistema inmunitario, regulador de hormonas suprarrenales y de la tiroides, regula el colesterol, es antiinflamatorio de los cartílagos y articulaciones, acción antioxidante impidiendo mediante una acción enzimática la proliferación de radicales libres, estimulante de la producción de corticoides orgánicos, síntesis de la hemoglobina junto al hierro, estimulante de aminoácidos, formación de la melanina, tónico, metabolismo de las proteínas…

Alimentos que lo contienen. Legumbres, frutos secos, judías, pescados, carne de vaca, perejil, setas, cereales integrales, levadura de cerveza, germen de trigo, nueces, malta, achicoria …

Carencias. Trastornos de los huesos y del cabello, anemia, lesiones en el sistema circulatorio, intoxicaciones, inflamaciones, degeneración del sistema nervioso, mala absorción de proteínas, trastornos del hígado, defectos de pigmentación, diarreas y retraso en el crecimiento de los niños, trastornos cardíacos, afecciones víricas, trastornos inmunológicos, trastornos del sentido del gusto, colesterol …

Indicaciones. Cuadros gripales, reumatismos, infecciones, artrosis, osteoporosis, úlceras, quemaduras, problemas del cabello, psoriasis, vitíligo, trastornos de los tendones y cartílagos, leucemia, artritis, cáncer…

CROMO

La aplicación del cromo a partir del siglo xvii fue como pigmento. A partir del siglo xix, principios del xx, empezó a utilizarse como aditivo en la aleación de los aceros. A mediados del siglo xx empezó su estudio como oligoelemento, al encontrarse trazas de su contenido en varios vegetales. Es un elemento esencial para la vida, aunque su contenido en sangre no sobrepasa los 10 miligramos.

En estudio actualmente, sus funciones parecen participar en el metabolismo de los hidratos de carbono, de los lípidos… Parece ser un potenciador de la insulina. Potencia la resistencia a enfermedades, controlador del peso, estimula el crecimiento, regulador de lípidos, tónico regulador de la glucosa favoreciendo las funciones de la insulina, anti envejecimiento, impide la formación de ateromas…

Toxicidad. No se considera el metal de cromo un riesgo especial para la salud, sólo en altas concentraciones puede resultar tóxico. El óxido de cromo es carcinógeno. La ingestión de unos cuantos gramos puede resultar mortal. Es un irritante de los ojos, piel y mucosas

La OMS recomienda no sobrepasar la dosis de 0,05 mg/l en el agua de consumo. “Guía de la calidad del agua potable”

Carencias. Parece ser que la continua ingesta de productos refinados podría llegar a producirla, también las dietas extremas, el embarazo y el alcoholismo. En estos casos, es posible que aparezca arterioesclerosis, triglicéridos altos, colesterol, diabetes, neuropatía, pérdida de energía…

Aplicaciones. Celulitis, diabetes, obesidad, problemas circulatorios, arteriosclerosis, trombosis, irritabilidad, memoria deficiente, depresión, confusión, cataratas, envejecimiento prematuro, disturbios hepáticos, falta de esperma, pancreatitis…

Alimentos que lo contienen. Semillas de cardo mariano, travalera, diente de León, bardana, altramuces, centaura menor, eleuterococo, ginseng, alfalfa,  limón, pomelo, algas, berros, eucalipto…

En tratamientos con oligoelementos, coloides, homeopatía

ESTAÑO

Actualmente en estudio y experimentación, se considera recientemente un elemento más  de la dieta. No se conocen síntomas de carencia.

Entra en la composición de fungicidas, dentífricos, pigmentos.

Se conoce desde la antigüedad (hay mención de él en el viejo testamento)

Indicaciones. Insuficiencia hepática, acción bacteriostática sobre los estafilococos, asociado al cobre, absceso, acné, forúnculos

Toxicidad. Hasta el momento no hay indicios de toxicidad en el agua potable ni en el medio ambiente. Irritación gástrica si se sobrepasa los 150 mg/l. La exposición crónica tampoco es motivo de preocupación.

La OMS no considera la inserción de unos valores mínimos en su guía. Dada su baja toxicidad.

ESTRONCIO

Sí se encuentra en polvo fino arde en contacto con el aire. Sus sales son empleadas en pirotecnia. El estroncio se emplea en la ciencia forense, para determinar la procedencia de los huesos. Se utiliza en la fabricación de bombas nucleares  (estroncio 90)

Es un componente habitual de nuestro organismo. Es parecido al calcio.

Está contenido en verduras y hortalizas

El cloruro y peróxido de estroncio es utilizado en medicamentos.

El Ranelato de estroncio es utilizado para tratar la osteoporosis en medicina alopática .A demostrado su utilidad en fracturas y regeneración ósea.

Toxicidad. Las formas no radiactivas no significan ningún riesgo para la salud. Pero el estroncio 90 radiactivo, puede acumularse provocando diversos trastornos e incluso cáncer de hueso

Actualmente el uso de este metal está en fase de estudio y experimentación.

El citrato y el carbonato de estroncio son utilizados por la medicina natural, a veces con dosis demasiado elevadas.

Utilizado en homeopatía, oligoterapia y con  coloides para tratar la osteoporosis senil.

FLUOR

En su forma pura es muy peligroso, pudiendo producir quemaduras en contacto con la piel. Sus compuestos contribuyen a la destrucción de la capa de ozono.

Peligrosidad y toxicidad. El fluoruro de hidrógeno reacciona con violencia con los álcalis y el amoníaco. Puede destruir los tejidos y hasta el hueso. El ácido fluorhídrico también puede destruir los tejidos. Es tóxico a muy baja concentración. Puede producir hipocalcemia. Es muy corrosivo. Sus disoluciones son mortales.

El flúor no está considerado un nutriente esencial. Antes de 1980 tuvo un uso sistémico que ahora genera controversia. Su uso indiscriminado o excesivo parece ser tóxico para los huesos, generar fracturas e incrementar la formación de osteosarcomas. Incluso la fluoración de las aguas a 1 ppm, resultaría peligrosa ingerida habitualmente.  También un estudio reciente parece demostrar que el uso habitual de la pasta de dientes flúorada puede producir periodontitis. La intoxicación puede provocar manchas de color marrón en los dientes, osteosclerosis, deformaciones vertebrales y del dedo gordo del pie, trastornos renales, alteraciones del crecimiento.

Los límites de exposición recomendados en el trabajo no deben sobrepasar los 0,02 ppm.

Actualmente en estudio por sus efectos sobre el crecimiento de los huesos, la formación de hematíes, la fertilidad.

Hay poca diferencia entre la dosis recomendada 0,5 mg y la dosis tóxica 3 mg día, por lo que hay que tener mucha precaución en su ingesta

Alimentos que lo contienen. Leguminosas, pescados, hortalizas, cebolla, ajos, cereales integrales, alfalfa, uvas, patatas, tomates, rábanos, albaricoques, té, espárragos , espinacas …

Síntomas de carencia. Caries, osteoporosis, trastornos de los ligamentos.

Indicaciones. No es aconsejable la utilización del flúor en aplicaciones sistemáticas o preventivas. A dosis homeopáticas, coloidales, o con oligoelementos estaría indicado en: debilidad de ligamentos y tendones, osteomalacia, esguinces frecuentes, raquitismo, artrosis, desviaciones de la columna vertebral, caries…

FÓSFORO

Representa el 22 por ciento del conjunto de minerales presentes en el cuerpo. Relacionado con el calcio y sus funciones orgánicas. Es un elemento imprescindible como regulador de las proteínas dentro de las células, como, por ejemplo,  los espermatozoides, donde se encuentra en pequeñas cantidades, en el semen. Es un elemento esencial para la vida. Necesitándose unos 1500 mg diarios

Fue descubierto y estudiado en 1699 por el alquimista Brand, en Alemania, al hacer experimentos alquímicos destilando arena y orina.

Toxicidad. Muy inflamable. Produce quemaduras en la piel. Una exposición continuada provoca necrosis mandibular. La ingestión de una cantidad de 50 mg puede ser mortal. Esto en relación con el fósforo blanco. El fósforo rojo no es tóxico, pero una manipulación incorrecta puede transformarlo en fósforo blanco

Función en el organismo. Forma parte de las características genéticas, formación de huesos y dientes, tónico, regulador del PH, el sodio, calcio, magnesio y potasio, estimulante del corazón y los músculos, regulador nervioso.

Carencia. Puede producirse por trastornos hormonales, problemas renales, abusos de Hierro, magnesio y aluminio, diabetes, quemaduras, alcalosis respiratoria, alcoholismo, abuso de diuréticos, mala absorción, anorexia…En casos graves pueden producirse los siguientes síntomas: encefalopatía, anemia, coma, entumecimiento, piorrea, incoordinación, irritabilidad, atrofias, pérdida de memoria

GERMANIO 

Es un metaloide caro. Se utiliza industrialmente en joyería, electrónica, óptica, fibra óptica, aleaciones, y también en quimioterapia. En estudio por sus propiedades bactericidas y contra la tenia

Toxicidad. Los estudios demuestran que no se deposita en los tejidos, ya que se elimina, principalmente por la orina.

Dosis excesivas pueden lesionar los pulmones, producir diarrea,  deshidratación, hipotermia, bajada de la presión arterial.

Funciones. Antirreumático, antidiabético, problemas respiratorios, oxigenación en las úlceras por decúbito, regulador de la tensión arterial, mejora la oxigenación cardíaca, antidepresivo, trastornos del colesterol, oxigenación celular, antitumoral, anti degenerativo, analgésico, resistencia a las infecciones, potencia a los macrófagos, estimula la producción de anticuerpos.

Alimentos que lo contienen. Ajos, cereales, hortalizas, cebolla, algas, soja, alfalfa, bambú, arroz, rábano con sus hojas, hígado de bacalao, amapola, diente de León, angélica, ginseng, Eleuterococo. …

Indicaciones. Depresiones, herpes, úlceras varicosas, déficit venoso, infecciones, activar las defensas, previene las metástasis, anti vírico, dolores, isquemia, diabetes, procesos pulmonares, asma, artritis reumatoide, artrosis, reumatismo…

HIERRO

Es el cuarto elemento en abundancia de la tierra. Alrededor de un 5 por ciento. El hierro es   uno de los componentes más valiosos del universo. Es el metal más utilizado. Parece ser que los egipcios y los sumerios lo utilizaban ya 4000 años antes de Cristo.

El Hierro contenido en el ser humano representa unos valores que oscilan entre 35 mg/kg para las mujeres y unos 50 mg/kg para los hombres. Es un componente esencial para el crecimiento y supervivencia de los seres vivos.

Toxicidad. Un exceso de Hierro puede provocar daños hepáticos. En casos leves su  exceso puede provocar vómitos, dolores gástricos y estreñimiento. En caso de empeoramiento aparecerá hipotensión, arritmias, urticaria, pérdida de fuerzas. Si se agrava aún más aparecerá fiebre, dolores de espalda, asma, diabetes, colapso, manchas en la piel, cirrosis hepática, coma.

Causas de intoxicación. Cirrosis alcohólica, exceso de medicación con compuestos ricos en hierro, transfusiones repetidas, cañerías y utensilios de Hierro en los alimentos, dosis muy altas de vitamina C, aumento de absorción del Hierro…

Causas de carencia. Menstruación, abusos de aspirinas, falta de cobre en el organismo, dietas mal controladas de adelgazamiento, sangrados, parásitos intestinales, trastornos hepáticos, trastornos intestinales, exceso de fósforo, falta de vitamina C…

Alimentos que lo contienen. Brotes de semillas, soja, levaduras, mariscos, legumbres, sardinas, caña de azúcar, melaza, hígado, espinacas, embutidos, carnes, albaricoques, berros, almendras, azúcar moreno, naranjas, huevos, aceite de oliva, leche, yogur, lentejas, de lechuga, coles, patatas, perejil, polen, espárragos, maíz, cerezas, manzanas, té, moras, escarola, chocolate, margarina…

Carencia y síntomas que provoca. Picores, insomnio, depresión, hormigueos, vértigos, trastornos de oídos, frigidez, estreñimiento, alopecia, infecciones, debilidad, dificultad respiratoria, hipotensión, arritmias, defectos de visión, amenorrea, trastornos del carácter, palidez…

Indicaciones. Reumatismos, anginas frecuentes, fiebres, cistitis, bronquitis, alcoholismo, pérdidas de sangre, crecimiento, envejecimiento prematuro, problemas intestinales, deportistas, infecciones, temblores …

Presentaciones. Existen en el mercado diferentes formas comerciales de presentaciones de Hierro como: ferritina, ascorbato ferroso, sulfato ferroso, quelatos, levaduras enriquecidas con Hierro, zumos vegetales enriquecidos con Hierro, gluconatos, aspartato, Hierro catalítico.

Necesidades diarias en adultos 10 a 18 mg. Niños 6 a 10 mg

LITIO

Es junto al Helio y el hidrógeno uno de los elementos originales de la creación del universo Es medianamente abundante en la tierra ocupando unas  65 partes por millón. En Bolivia se encuentra la concentración más alta de litio (50 por ciento de la producción mundial).

Se utiliza en varios procesos industriales, principalmente en la fabricación de baterías. En medicina se utiliza para tratar la depresión, sobre todo la bipolar.

Es muy inflamable. Explosivo cuando se expone al aire y al agua.

Actualmente en estudio, no hay acuerdo sobre su esencialidad como nutriente.

Toxicidad. Se considera de toxicidad baja. Intoxicaciones pueden incluir, acné, psoriasis, gastritis, diabetes, temblores, dolores de cabeza, confusión, vómitos, arritmias, convulsiones, anemia.

Alimentos que lo contienen. Aguas, vísceras, brotes de alfalfa y de soja, cereales integrales, achicoria, tomillo, berro, romero, leguminosas, dolomitas, tomates, pimientos…

Indicaciones. Depresiones, depresión bipolar, ideas suicidas, alcoholismo, psicosis, hipocondría, apatía, trastornos del sueño, agresividad, dolor de cabeza, fobias, trastornos emocionales … En tratamientos con oligoelementos, coloides , homeopatía

MAGNESIO

Es un elemento muy importante  para todos los seres vivos.  Esencial para el ser humano. El polvo de magnesio es muy inflamable. Tiene varios usos industriales, como  material de aleación, principalmente con el aluminio, en  pirotecnia, bombas incendiarias, fotografía. En medicina se emplea el cloruro, sulfato y citrato “sales de Epson”. Es un componente de la clorofila junto con la porfirina.

Funciones. Estabilizador de estructuras de cadenas de ADN y ARN. Actividad de muchas coenzimas, reacciones de ATP. Formación de  neurotransmisores, repolariza las neuronas, relaja los músculos, tónico y calmante del organismo, metabolismo de la vitamina B 1 y B 2, regula la temperatura corporal….

Alimentos que lo contienen. Almendras, cacao, cacahuetes, legumbres, hortalizas, nueces, judías, soja, avellanas, girasol, sésamo, pistacho, germen de trigo, levaduras, trigo, arroz, garbanzos, lentejas, semillas germinadas…

Beneficios. Participa en la buena salud de nuestro sistema nervioso, ya que actúa sobre su transmisión, fija el fósforo y el calcio en los huesos, antiácido, laxante, preventivo de los cálculos renales, equilibrador hormonal, regula la homeostasis, favorece la relajación y el sueño, anti hipertensión, controla la flora intestinal, protector cardiovascular …

Síntomas de carencia. Trastornos emocionales, agresividad, trastornos de los reflejos, debilidad, estreñimiento, trastornos menstruales, hipocalcemia, osteoporosis, caries, apatía, náuseas y vómitos, diarreas, temblores, aturdimiento

Causas de carencia. Diarreas graves, alcoholismo, diabetes, abusos de diuréticos, insuficiencia renal, desnutrición, demasiados fosfatos. Tomar demasiado calcio y fósforo también puede ser una causa de carencia. Alimentos refinados en exceso, dietas drásticas, sueros glucosalinos, lactancia, medicaciones agresivas, enfermedades crónicas…

Toxicidad. Es muy infrecuente un exceso de magnesio, ya que se elimina con gran facilidad. Las sobredosis pueden producir trastornos neuromusculares, disminución de los reflejos tendinosos, hipotensión arterial, diarreas, depresión respiratoria, arritmias…

Formas de ingestión. Las formas dietéticas más comunes son: carbonato, cloruros, que latos, dolomitas…

Indicaciones. Trastornos digestivos, colon irritable, trastornos urinarios, anti estrés, osteoporosis, hipertensión, neuralgias, cefaleas, espasmos, tos convulsiva, colitis, litiasis biliar, cistitis, adenoma de próstata, arteriosclerosis, gases, dispepsias, calambres, cólicos, trombosis, calambres, flebitis, artritis, gota, psoriasis, prevención del cáncer, cataratas, catarros, enfisema, asma, piorrea, otitis, dientes y cabellos frágiles…

La cantidad diaria recomendada oscilará entre los 300 y 400 mg.

MANGANESO

Es un elemento químico esencial para la vida.  Los óxidos de manganeso se utilizan en la industria como pigmentos. También en los tratamientos de los aceros. En las pinturas rupestres ya ha se empleaba, también lo utilizaron los egipcios y romanos como pigmento para decolorar los vidrios.

Es cofactor enzimático en los seres vivos. Imprescindible en la desintoxicación de los radicales libres. En circunstancias normales tenemos unos 15-20 mg de manganeso en nuestro cuerpo. El calcio, el fósforo y el hierro pueden dificultar su absorción.

Toxicidad. Puede producir, principalmente por la inhalación, daños neurológicos, respiratorios…., mala absorción del calcio, del fósforo y del hierro,  sí la exposición es prolongada.

Funciones. Aún en estudio. Influye en la regeneración de los cartílagos, huesos y articulaciones. Estimulación de anticuerpos. Control del colesterol. Producción hormonal. Tónico. Formación de hemoglobina. Metabolismo de las vitaminas. Antialérgico. Antiartrítico. Gestación y parto.

Alimentos que lo contienen. Almendras, nueces, cereales integrales, especias, té, espinacas, frutos secos, carnes, leche, remolacha, zanahoria, dátil, escarola, espárrago, col, berro, lechuga, naranja, manzana, pera, marisco harina de huesos, hígado, riñones, sangre.

Carencias. Es rarísima la carencia de este elemento. Puede producir adelgazamiento, enfermedades de la piel, colesterol bajo, náuseas y vómitos, problemas de cabellos y uñas.

Indicaciones. Inflamación de la próstata, úlcera duodenal, cistitis, cardiopatías, intoxicación por cobre, epilepsia, esclerosis, ceguera, trastornos del oído, colesterol elevado, problemas menstruales, hipertiroidismo, enfermedades de los riñones, ciática, degeneración hepática, espasmofilia, paperas, litiasis renal, trastornos psíquicos, cefaleas, alergias, reumatismos, artrosis … En dosis homeopáticas, coloidales o con oligoelementos.

Necesidad de aporte.    1-5 mg/día. Con la alimentación.

MERCURIO

Se usa en la industria en la confección de espejos,  lámparas, esterilización, termómetros, instrumentos de medición, explosivos, empastes….Se utilizó, con trágicas consecuencias, por los antiguos alquimistas como elixir de juventud. Se emplea en medicina como antiséptico. El cloruro de mercurio fue el primer remedio contra la sífilis, también se utilizó (calomelanos) como purgante, diurético y antihelmíntico Las reservas de cinabrio más importantes del mundo se encuentra en las minas de Almadén (Ciudad Real), en España. Es uno de los contaminantes marinos más peligrosos que existen

Toxicidad. Es extremadamente tóxico, requiriendo para su transporte y almacenamiento medidas especiales, reguladas por leyes y decretos. Es perjudicial por contacto, ingestión e inhalación. Irritante para las vías respiratorias, ojos y piel. La exposición prolongada puede lesionar el sistema nervioso, cerebro y riñones produciendo hidrargiria. Otros efectos son: escozor de garganta, debilidad, dolor de cabeza, pérdida del apetito, dermatitis. La ingesta prolongada con alimentos contaminados con mercurio produce la enfermedad llamada de Minamata, con pérdida de visión e incluso ceguera. Una intoxicación leve aparece con salivación abundante, vómitos, gastroenteritis, inflamación de las encías, trastornos del carácter, amigdalitis, úlceras y sangrado de las encías y de los intestinos…

Indicaciones. Sólo con tratamiento homeopático: enfermedades de garganta y boca, oídos, tos, neuralgias, fiebres, artritis, conjuntivitis, alergias, enfermedades de la piel (ampollas, llagas, úlceras)

MOLIBDENO

Elemento esencial para los seres vivos. Se emplea industrialmente para la aleación del acero. Parece ser un elemento muy importante en el origen de la vida sobre la tierra. Usado en las dos guerras mundiales, a falta de Wolframio,  en aleaciones para mejorar las características del acero. En la actualidad se emplea en electrónica, pigmentos, catalizador, nucleares, lubricantes…

Toxicidad. La cantidad excesiva de molibdeno puede afectar  al metabolismo, al crecimiento, a la síntesis de las proteínas. No se conocen casos de toxicidad aguda.  Una ingesta diaria  durante bastante tiempo de 10 mg/día puede provocar infertilidad, trastornos del crecimiento, pérdida de peso, afectación de riñones, pulmones, hígado…Puede interferir en la absorción del cobre y aumentar su eliminación. La exposición máxima en una jornada de trabajo de ocho horas no debe sobrepasar los 5 mg/m3 según especifica OSHA.

Deficiencias. Se asocia con mayor predisposición a contraer cáncer de esófago. Alteraciones neurológicas. Deterioro de la dentadura. Trastornos de riñones, hígado y vértebras.

Alimentos que lo contienen. Pescados azules (boquerones, sardinas, bonito, caballa…), huevos, hígado, algas, mariscos, moluscos, las crucíferas (coles, brócoli, repollo, grelos, coliflor…) legumbres, judías verdes, carne de cerdo y de cordero, semillas de girasol, trigo, lentejas …

Indicaciones. Disfunción eréctil, debilidad, enfermedades hepáticas, infecciones, intoxicación por cobre, alteraciones emocionales, preventivo anticancerígeno, insomnio, trastornos digestivos, caries, anemia, trastornos del crecimiento.

Dosis catalíticas: 1,2  mg/día.

NIQUEL

Parece ser que en China ya se conocía este metal hacia el 1500 a.C…El uso del níquel  se constata históricamente hacia el  siglo iv a. C.

Se emplea en la fabricación de acero inoxidable y otras aleaciones. Baterías, monedas, imanes, robótica, crisoles…

A partir de los años cincuenta se considera como un nutriente esencial para los seres vivos.

Toxicidad. Se sospecha que el polvo y los vapores de níquel pueden inducir cáncer. Igualmente peligroso es el carboncillo de níquel. La exposición a este metal y sus compuestos no debe sobrepasar los 0,05 mg/c3 para una exposición laboral de ocho horas por día. El humo del tabaco también es causante del incremento de níquel en las personas, perjudicando los pulmones. Es un alérgeno bastante común.

Funciones. Regulador de la tensión arterial, funcionamiento cardíaco, metabolismo de las grasas, regulador del apetito,  funcionamiento del hígado, potenciador de la insulina. Otras funciones en estudio.

Alimentos que lo contienen. Algas, ajos, cebollas, espinacas, apios, judías verdes, berros, maíz, tomates, patatas, champiñones, habas, uvas, peras, coles, ciruelas, tomillo, olivo, romero, diente de León, bardana, achicoria, caracoles y lapas…

Indicaciones. Anemias, estrés, envejecimiento, infecciones, cicatrizante, diabetes, estreñimiento, mala digestión de las grasas, insuficiencia renal, síndrome de mala absorción, regulador de la hipófisis, trastornos hepáticos, colesterol, tónico…

Dosis catalíticas: 1,2 mg/día.

ORO

Es el metal más dúctil y maleable que se conoce. No reacciona con la mayoría de productos químicos, salvo el cloro y el agua regia.

Se emplea en joyería y en la fabricación de monedas, en aleaciones generalmente con plata y cobre. El oro puro es demasiado blando. También se usa en comunicaciones, aeronáutica, electrónica, pintura, fotografía, tratamientos contra el cáncer (isótopo Au 198). Protector en recubrimientos de satélites, lociones para la piel. Tratamientos para varias enfermedades (artritis reumatoide, reumatismos,). Actualmente se estudia el oro coloidal en muchos laboratorios con fines biológicos y médicos

Toxicidad. Un abuso de este metal puede producir daños en los riñones y en el hígado. Diarreas, anemia, prurito, albuminuria, dermatitis.

Indicaciones. Rejuvenecimiento, tónico, trastornos circulatorios, estimulante inmunitario, hipertensión, reumatismos, varices, arterioesclerosis. En tratamientos homeopáticos, coloidales o con oligoelementos.

PLATA

Es algo más duro que el oro, pero menos dúctil y maleable. El mejor conductor de la electricidad y del calor, de entre todos los metales. Se utiliza en la industria química, fotográfica, orfebrería, monetaria, medicina uso externo, electrónica, aleaciones, catalizador, soldaduras… Se utiliza como moneda desde hace 700 a,C. Y conocido como tal hace 6000 años. Ya Hipócrates la utilizaba como germicida y se comercializa hoy para diversas dolencias. Está en estudio su utilidad como antibiótico. Su uso empírico durante todo el siglo xx hasta la actualidad demuestra que es útil en diversas causas de infecciones. Existe una amplísima bibliografía al respecto.

Toxicidad. La plata no es tóxica, pero sus sales sí y pueden generar cáncer. La intoxicación con plata se llama “argiria”, que se caracteriza por piel y mucosas de color gris, poco estético pero no dañino. Concentraciones superiores a dos gramos de nitrato de plata, pueden ser mortales. También el líquido o el vapor pueden producir irritaciones de la piel, los ojos, la garganta, mareos, dificultad respiratoria, dolor de cabeza, espasmos, somnolencia, trastornos de estómago, anemia, daños cerebrales, daños en los riñones y el hígado…

Indicaciones. En dosis homeopáticas, coloidales o con oligoelementos. Bacteriostática, antiséptica, antiinfecciosa, sistema nervioso central, espasticidad, paresias, tranquilizante, cartílagos y ligamentos.

PLOMO

El plomo es uno de los  metales más antiguos  utilizados por el hombre, tanto por su abundancia, como por su facilidad de fundición. Se utilizaba desde muy antiguo como lámina para escribir sobre él. Fue utilizado también, durante el imperio romano para la fabricación de tuberías. Posteriormente y en la actualidad se utiliza para la fabricación de medallones, en la construcción, aleaciones, electricidad, pigmentos, fabricación de plásticos, vidrios, cerámica, explosivos, insecticidas, imanes, blindajes contra radiaciones…

Toxicidad. Es un problema grave para el medioambiente, dada su constante acumulación, originada casi exclusivamente por el ser humano. El saturnismo crónico (intoxicación por plomo)  puede producir deformidades y auto agresiones en los seres vivos. También destruye el fitoplancton.

Otra sintomatología que puede producir la acumulación de plomo en el organismo es: presión arterial alta, daños renales, trastornos del sistema nervioso, anemia, daños en el cerebro, daños en el esperma, agresividad, hipersensibilidad, trastornos neurológicos, depósitos en las encías de color gris “ línea de Burton”, daños en el feto, dolor de cabeza, insomnio, diarreas  …

Indicaciones. En tratamientos homeopáticos. Úlcera gástrica dolorosa. Neuralgias, calambres, abortos, picores, síntomas mentales, arterioesclerosis, esclerosis medular, nefritis, disfunción eréctil, tabes, delirio…

POTASIO

Es un metal muy blando con muy bajo  punto de fusión. Es un elemento esencial para la vida. Es el mayor catión del líquido intracelular del organismo. Equilibrador ácido-base. Reacciona violentamente con el agua, cuando está en estado sólido. En unión con el sodio participa en la transmisión de los impulsos nerviosos. Normaliza la presión arterial. Interviene en el equilibrio del PH de la sangre. Participa en el equilibrio intestinal.

La acidosis hace aumentar el potasio en sangre, disminuyendo con la alcalosis.

Toxicidad. Pueden aparecer excesos de este elemento en casos de ejercicios intensos, leucocitosis, hiperglucemia, acidosis, insuficiencia renal, quemaduras graves, insuficiencia suprarrenal, hemorragias, aplastamientos, traumatismos graves…

Disminución de los niveles de potasio en sangre, menos de 3,5  meq/L  (hipokalemia) puede ocasionar diarrea, deshidratación, vómitos, oliguria, debilidad muscular, fatiga, calambres, astenia, estreñimiento, íleo, arritmias, alcalosis, parálisis respiratoria …

Aumento de los niveles de potasio en sangre, más de 5,5 meq/L  (hiperkalemia) Puede ocasionar trastornos graves como arritmias ventriculares, asístole, parestesias, debilidad, náuseas, vómitos, fallo respiratorio.

Alimentos que lo contienen. Plátanos, manzanas, frutos secos, soja, patatas, cereales integrales, hortalizas, ciruelas, miel, melaza de caña, pescados, carnes, naranjas , brócoli, ciruelas, cereza, melocotón, albaricoques, aguacate, remolacha, coliflor, berenjena …

Carencias. Pueden producir espasmos, trastornos intestinales, parálisis, trastornos mentales, arritmias, déficit respiratorio, tetania, dolores, somnolencia, incontinencia, irritabilidad, inflamación intestinal, estreñimiento, nefropatía…

Causas carenciales. Tratamientos con corticoides, excesos de diuréticos, carencia de magnesio, diarreas, vómitos, diabetes con cetoacidosis,  parálisis, alcoholismo, insuficiencia pulmonar, quemaduras graves, excesos de ayunos, anorexia, insuficiencia cardíaca, sudoración excesiva, adenoma de colon, intervenciones quirúrgicas, algunos medicamentos,  pielonefritis, aspiración gástrica, abuso de laxantes, abusos de sueros glucosalinos …

Indicaciones. En tratamientos con coloides, oligoelementos, homeopatía o alimentos enriquecidos con potasio (levadura de cerveza). Edemas, fiebres, gastroenteritis, retención de líquidos, parásitos intestinales, dolores de cabeza, dolores musculares, anginas de pecho crónica, arritmias, hipertensión, mononucleosis infecciosa, falta de fuerza, alcoholismo, celulitis, estreñimiento, diarreas, colitis, sudoración excesiva…

SELENIO

Micronutriente esencial para la vida. Es insoluble en agua y alcohol. Tiene un efecto fotoeléctrico, convirtiendo la luz en electricidad, y aumentando su conductividad eléctrica al exponerlo a la luz. Se utiliza en aplicaciones electrónicas (células Solares), eléctricas, fotografía, aleaciones, insecticidas, veterinaria, fabricación de vidrios, abonos agrícolas, cosmética, industria del caucho. En estudio tratamientos para pacientes con sida.

Toxicidad. Está considerado un elemento peligroso para el medio ambiente. Sumamente tóxico. No abusar de productos que lo contenga.

Síntomas de exceso. Hipersensibilidad en pies y manos, enrojecimiento de la piel, encías sangrantes, anorexia, dolencias del hígado, dermatitis, caída del cabello, acompañamiento de olor fuerte a ajos en el aliento y el sudor…

Utilidad. Antioxidante, anti envejecimiento, anti cancerígeno, formación del semen, sistema inmunológico, regulador de las funciones reproductoras, hepáticas y cardíacas, síntesis de las prostaglandinas…

Alimentos que lo contienen. Cereales integrales, pescados, huevos, carnes, mariscos, setas, hortalizas, cebollas, limones, ajos, algas marinas, levadura de cerveza…

Indicaciones. Cirrosis, prevención del cáncer, inflamación de la próstata, arterioesclerosis, distrofia muscular, trastornos cardiovasculares, enfermedad de las articulaciones, envejecimiento, infecciones, intoxicaciones, inflamaciones, infertilidad, dermatitis, fibrosis, cataratas, radiaciones, esfuerzos … Existen múltiples preparados dietéticos en el mercado.

SÍLICE

La cuarta parte de la corteza terrestre está compuesta por este mineral. Está contenido en todos los seres vivos. Poco estudiado en nutrición. Utilizado en la industria del vidrio, comunicación, óptica, composiciones, iluminación, envases…

Toxicidad. No es un elemento específicamente tóxico, solamente hay que tener precaución al inhalarlo. Puede producir silicosis, que es una enfermedad grave, frecuente en los mineros.

Funciones. Crecimiento de uñas, piel y pelo, formación del colágeno, equilibrador de la tensión arterial, formación de articulaciones y tejido conjuntivo, desarrollo óseo, conservación de las arterias…

Alimentos que lo contienen. Ajos, coliflor, bambú, algas marinas, cerveza, puerros, hortalizas, peras, manzanas, semillas de calabaza, sandía, germen de trigo, alfalfa, levadura de cerveza, cereales integrales, cola de caballo, espárragos, rábanos ,soja   …

Indicaciones. Enfermedades del corazón, trastornos nerviosos, intoxicaciones, neuralgias, reumatismos, vejez, problemas circulatorios, osteoporosis, artrosis, tensión arterial alta, trastornos del crecimiento, raquitismo, fracturas… Tratamientos homeopáticos, oligoelementos.

Dosis recomendada 30 mg/día

SILICIO

Es el segundo elemento en abundancia de la naturaleza (28 por ciento de la corteza terrestre). El primero es el oxigeno. Muy utilizado en electrónica, informática y otras utilidades industriales (fundición, cerámica, vidrio, abrasivo, láser, fertilizante). La silicona, un derivado del silicio, es utilizada como implante de mama y para la fabricación de lentillas. Actualmente en estudio, sus propiedades medicinales y de nutrición, no es muy concluyente.

Toxicidad. No se considera un elemento especialmente tóxico.  El respirar el polvo durante tiempo prolongado puede provocar Silicosis. El consumo exagerado de silicio puede producir esterilidad.

Utilidad. Enfermedades del corazón, trastornos nerviosos, intoxicaciones, neuralgias, reumatismos, vejez, problemas circulatorios, osteoporosis, artrosis, tensión arterial alta, trastornos del crecimiento, raquitismo, fracturas…

SODIO

Es un nutriente esencial para la vida. Componente de muchos minerales; muy numerosos en los océanos. El sodio metálico es explosivo en agua.  Muy apreciada, la sal, en la antigüedad y hasta hace  años sujeta a impuestos. La palabra salario procede de sal, que era con lo que se pagaban muchos servicios. Es un componente del cloruro de sodio (sal común) . Es un agente reductor. Se emplea en aleaciones antifricción, lámparas de vapor de sodio, regenerador del aire en espacios cerrados, fabricación de células fotoeléctricas, purificación de metales, desodorantes, refrigerante, detonantes para gasolinas junto  con el plomo… Componente del mecanismo de “bomba sodio-potasio”, imprescindible en el metabolismo celular para la transmisión de impulsos nerviosos.

Toxicidad. El sodio metálico es explosivo en contacto con el agua y otros elementos, por lo que se debe almacenar  con seguridad y  manejarlo con precaución para protegerse de sus reacciones químicas. Es un componente habitual en casi todos los alimentos que comemos, por lo que no es imprescindible tomar suplementos, salvo excepciones.

En casos de exceso (hipernatremia), más de 145 meq/L, sea por trastornos de la hipófisis, pérdidas excesivas de agua, enfermedades renales, excesos de sodio en la diabetes insípida, carencia de potasio, diuréticos en exceso, hipercalcemia … Se presentará sed, sudoración, edema, cardiopatías, diarreas, poliuria, irritabilidad, trastornos de conciencia, convulsiones, coma, trastornos del SNC

En casos de déficit (hiponatremia), concentración en plasma menor de 135 meq/L .Por pérdidas de sodio debido al abuso de diuréticos

Diuresis osmótica, enfermedades renales. Se presentarán alteraciones visuales, cefaleas, calambres musculares, náuseas y vómitos, convulsiones, letargia, coma, pérdida de peso, taquicardia, desorientación, nefropatía, trastornos digestivos, calambres, apatía, debilidad…

Indicaciones. Calores excesivos, sudoración extrema, trabajo en ambientes extremos, fiebre, diarreas, vómitos, calambres, hipotensión, debilidad, consumidores de alcohol, trastornos mentales… Tratamientos homeopáticos (silicato de sodio) .

Dosis necesarias  1g/día. Superamos con creces esta ingesta.

VANADIO

Es un metal escaso en la naturaleza. Forma compuestos con otros minerales. Se utiliza en la industria para las aleaciones de aceros especiales, principalmente para la fabricación de utensilios que trabajan agrandes  velocidades, instrumentos quirúrgicos, motores de reacción (Aleado con titanio), imanes, cerámica. Interviene en la fabricación del ácido sulfúrico (pentóxido de vanadio).Elemento esencial para los seres vivos, aun en estudio.

Toxicidad. Los compuestos de vanadio son muy tóxicos. El polvo puede causar cáncer de pulmón. NIOSH considera un peligro para la salud un nivel superior a 35 mg/m3, el polvo de pentóxido de vanadio.

OSHA establece el límite de exposición de pentóxido de vanadio de 0,05 mg/m3 y para el gas  0,1 mg/m3en el aire del lugar de trabajo para una jornada de ocho horas, 40 horas semanales.

La diabetes mellitus también puede estar causada por el sulfato de vanadio.

Contenido en alimentos. Hongos, ascidias, algas…

Carencia. Trastornos del crecimiento, esterilidad, colesterol alto, triglicéridos altos, enfermedades cardíacas…

Indicaciones, En tratamientos con oligoelementos, coloides, homeopatía. Trastornos cardiocirculatorios, verrugas, descalcificación, diabetes, pérdidas de memoria, caries, trastornos de los lípidos y proteínas…

YODO

Forma compuestos con otros elementos. Es poco reactivo. Si lo hace con el mercurio y el azufre. Tiene algunas características metálicas. No es un halógeno muy abundante. Es un elemento químico esencial. Se emplea en medicina, colorantes, fotografía. Es un elemento traza para los seres vivos.

Toxicidad. El contacto con la piel puede lesionarla. Irritante para los ojos, el vapor de yodo, también para las mucosas. Puede explotar en contacto con el amoníaco. La contaminación del aire no debe sobrepasar de 1 mg/m3 .La intoxicación por sobredosis puede generar vómitos, cólicos, diarreas, inflamación del cuello. Ingerir leche en caso de ingestión fortuita.

Carencias. En muchos casos debidos a la toma indiscriminada de percloratos, sulfonilureas, litio,  ácido aminosalicílico; también por el abuso de la ingesta de nueces, mostaza, frijoles, nabos, repollos, coles.  Puede producir bocio (hipotiroidismo), con síntomas como retardo mental, obesidad, hipotermia, debilidad, disminución del metabolismo, cretinismo…. Cerca de 400 millones padecen bocio  en el mundo. Se aconseja, para evitarlo, tomar alimentos marinos, sobre todo frescos. Parece ser que congelados pierden hasta un  cincuenta por ciento del yodo contenido en ellos.

Exceso. Pueden ser debidos a exceso de ingesta, dietas incorrectas, alteración inmunológica… Produciendo síntomas como: voracidad, pérdida de peso, sed, aumento del metabolismo, frialdad, alteraciones nerviosas, cardiopatías…

Alimentos que  lo contienen. Algas, peces, bacalao, lubina, abadejo, perca, sal  yodada, algunas aguas, moluscos, crustáceos, mariscos, berros, cebollas, ajos, cereales integrales, hortalizas, levadura de cerveza, frutos secos, piña, limón, pomelo, aceite de hígado de bacalao

Funciones en el organismo. Estimulación de la síntesis del colesterol y de la melanina, crecimiento de piel, uñas y cabello, metabolismo de las grasas, crecimiento de los niños, tónico, desarrollo intelectual, sistema circulatorio, regulador glandular, metabolismo de las proteínas, procesos de asimilación de agua y minerales …

Indicaciones. En dosis homeopáticas, oligoelementos, catalíticas, será de utilidad en, obesidad, enfermedades pulmonares y bronquiales, intoxicación, esclerosis vascular, adenopatías, trastornos circulatorios, exceso de colesterol, estimulante del desarrollo intelectual del niño, arterioesclerosis, angina de pecho, exceso de sueño, cansancio, alopecia, hipotiroidismo, cretinismo …

Dosis recomendada 150 microgramos/día.

ZINC

Es un elemento químico esencial. Se utiliza en el galvanizado del acero. Sus aleaciones aparecen ya hace 3500 años en la región de Canaán. Los romanos lo emplearon aleando calamina con cobre, según describe Plinio. En la actualidad se usa para la fabricación de baterías, piezas de fundición para automóviles, industria de los metales preciosos… El cuerpo humano tiene aproximadamente unos 40 miligramos por kilogramo.

Toxicidad. El metal  no es tóxico, pero sí el óxido y el sulfuro de cinc .Pueden causar diarrea y depresión.

Exceso. Pueden presentarse: bajos niveles de colesterol bueno, bajos niveles de cobre, alteraciones de la función del Hierro, trastornos inmunológicos…

Carencias. A veces provocada por mala absorción, deficiente ingesta, desórdenes digestivos, alcoholismo, dietas estrictas …  Puede presentar los siguientes síntomas: pérdida de olfato, infecciones, trastornos del gusto, anemia, esterilidad, anorexia, poca producción de semen, retraso  del crecimiento  en los niños, mala cicatrización, disfunción eréctil, lesiones oculares, pérdida de peso …

Funciones. Buena función enzimática, metabolismo de proteínas y ácidos nucleicos, funcionamiento inmunitario, síntesis del ADN, antagonista del cobre, anti envejecimiento, percepción del gusto y el olfato, protege las glándulas suprarrenales, regulador de los órganos genitales y el páncreas…

Alimentos que lo contienen. Huevos, polen, frutos secos, remolacha, tomates, champiñones, levadura de cerveza, coles, pescados, cereales integrales, verduras, semillas de girasol, semillas de calabaza, alfalfa, ostras, aves, mariscos, nueces, habas … Ingesta diaria recomendada 10 a 20 mg/día, según edad.

Indicaciones. Astenia, alopecia, adenoma de próstata, enuresis, trastornos del crecimiento, esterilidad, deficiencia en el desarrollo genital de los niños, acné, heridas, diabetes, disfunción eréctil, obesidad, flatulencias, envejecimiento, amenorrea…

MINERALES

CALCIO.- Soluble en agua. Se destruye con altas temperaturas. Se oxida. FUNCIONES EN EL CUERPO. Necesario para la coagulación de la sangre. Fortalece huesos y dientes. Activa enzimas y funciones de los músculos, nervios y corazón. ESTÁ CONTENIDO EN.- Col, apio, mostaza, huevo, almendras, nueces, avellanas, trigo, brócoli, espinacas, berro, yogurt, requesón.

FÓSFORO.-Soluble en agua.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Importante para los huesos, nervios y cerebro. Metabolismo de las grasas y carbohidratos. Protección de sangre y músculos. ESTA CONTENIDO EN.- Judías secas, cacahuete pescado, trigo, avena, arroz integral, guisantes, levaduras, yogurt

HIERRO.- Soluble en agua.- Necesario para la respiración de los tejidos, desarrollo de células sanguíneas.-ESTA CONTENIDO EN.-Almejas, melazas, verduras, espinacas, germen de trigo, salvado, huevo, pollo, berro, trigo, pasas.

SODIO.- Soluble en agua.-FUNCIONES EN EL CUERPO.- Equilibrio calcio y potasio en el cuerpo. Protector de la sangre. Previene la pérdida de agua en los tejidos.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Plátanos, pan integral, trigo, yogurt, requesón.

POTASIO.- Soluble en agua.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Equilibrio de músculos, glándulas, nervios, tejido epitelial.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Pescado, plátano, aceituna, melaza , ciruelas, lentejas, pasas, almendras, cacahuetes, espinacas, aguacate, trigo integral, habas, limas, aves, patatas

MAGNESIO.-Soluble en agua.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Activador de enzimas, músculos, nervios, huesos. Elimina desechos orgánicos.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Verduras, col, zanahorias, cebollas, trigo, yogur, aves, manzana

MANGANESO.-Soluble en agua.- FUNCIONES EN EL CUERPO.-Importante para el crecimiento y la reproducción. Sintetiza la vitamina C.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Cebada, judías secas, guisantes, dátiles, nueces, berros, pan de centeno, avena, arroz integral, trigo integral, aves.

AZUFRE.-Oxidante. Se destruye a altas temperaturas.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Procesos de oxidación del cuerpo y participa del metabolismo proteico.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Pescado, guisantes, frijoles, huevos, avena, patatas, trigo, yogur, aves.

SILICIO.-Soluble en agua.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Necesario en el crecimiento del pelo, dientes y uñas.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Zanahorias, judías verdes, lechuga, col, verduras, guisantes, tomates, espárragos, centeno, avena, trigo integral.

CLORO.-Se destruye a altas temperaturas.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Ayuda a la digestión, secretor gástrico. Activador enzimático y muscular.-ESTÁ  CONTENIDO EN.-Requesón, coliflor, melaza, macarrones, trigo, berro, yogur.

YODO.-Oxidante.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Producción de energía. Funcionamiento de la tiroides.-ESTÁ CONTENIDO EN.-Vegetales crudos, trigo integral, algas.

COBRE.-Oxidante.-FUNCIONES  EN EL CUERPO.-Transformación de sustancias, como la hemoglobina, junto con el hierro, ayuda a la formación y respiración de los tejidos.

FLÚOR.-Se destruye a altas temperaturas.-FUNCIONES EN EL CUERPO.-Modificación del metabolismo del calcio y el fósforo. Disminuye la incidencia de caries. Eliminador de tóxicos…-ESTÁ CONTENIDO EN.-Huevo, col, yogur, agua mineral, trigo integral

MINERALES Y VITAMINAS NECESARIOS, POR SISTEMAS

ARTERIAS, VENAS, VASOS LINFÁTICOS.

VITAMINAS.-A, B, C, D, B-2

MINERALES.-Calcio, magnesio, fósforo, hierro, cobre, manganeso, yodo, azufre, sodio, potasio, nitrógeno, oxígeno, flúor.

MÚSCULOS

VITAMINAS.-A, B, C, D, B-2, E

MINERALES.-Potasio, cloro, sodio, nitrógeno

 

HUESOS, ARTICULACIONES

VITAMINAS.-A, B, C, D

MINERALES.-Calcio, fósforo, silicio, potasio

 

ANEMIA Y DOLORES DE CABEZA.

VITAMINAS.-B, C

MINERALES.-Lecitina, hierro, manganeso

 

PRESIÓN, DOLORES MENSTRUALES, GLÁNDULA PINEAL

VITAMINAS.-B

MINERALES.-Hierro

 

OTITIS

VITAMINAS.-A, B, D

MINERALES.-Calcio, fósforo

 

CONJUNTIVITIS

VITAMINAS.-B

MINERALES.-Silicio

 

MÉDULA ESPINAL

VITAMINAS.-B

MINERALES.-Fósforo, calcio

 

NERVIOS, BAZO, ARTERIAS, CABELLOS

VITAMINAS.-A, C

MINERALES.-Azufre, silicio

 

OJOS

VITAMINAS.-A, C

MINERALES.-Sodio, silicio

 

VISTA

VITAMINAS.-A, B, C, B-2

MINERALES.-Azufre, potasio, manganeso, sodio, cobre, hidrógeno, hierro

 

DIENTES Y ENCÍAS

VITAMINAS.-A, C, D

MINERALES.-Calcio, flúor, potasio, cloro, fósforo

 

OVARIOS, PLACENTA

VITAMINAS.-A, B, C, E

MINERALES.-Calcio, silicio, yodo, fósforo, flúor

 

UÑAS

VITAMINAS.-A, D

MINERALES.-Calcio, silicio, fósforo, potasio

 

CORAZÓN

VITAMINAS.-A, B, C

MINERALES.-Potasio, calcio, manganeso, nitrógeno, flúor

 

HÍGADO Y VESÍCULA BILIAR

VITAMINAS.-A, C

MINERALES.-Cloro, yodo, azufre

 

SISTEMA GASTROINTESTINAL

VITAMINAS.-A, B, C, D, B-2

MINERALES.-Hierro, azufre, magnesio, potasio, cloro, sodio

 

PÁNCREAS

VITAMINAS.-B

MINERALES.-Hierro

 

SUPRARRENALES

VITAMINAS.-C

 

RIÑONES

VITAMINAS.-A

Problemática de los metales pesados

Están presentes en la naturaleza en una proporción menor al 0,1%. De número atómico superior a 20. Peso atómico entre 200 Hg y 63. 55 Cu. Con una densidad igual o superior a cinco gramos por centímetro cúbico. Otros metaloides como Se, Ba, B y As también presentan problemas de contaminación similares a los de los metales pesados.

Los seres vivos necesitan pequeñas porciones de estos elementos para funcionar correctamente, pero lo que les hace peligrosos son sus concentraciones y el tipo de especie que forman en un medio específico. Se encuentran presentes en pequeñas cantidades en el agua no contaminada. Encontrándose en ellas en forma de coloides (iones y cationes) dando lugar a la formación de hidróxidos. Las partículas sólidas engloban gran cantidad de minerales. Estos coloides pueden agregarse por absorción o adsorción a arcillas e hidróxidos constituyendo fases con capacidad de adherir cationes metálicos y dar lugar a complejos extremadamente tóxicos.

Límites de toxicidad

La (EPA) Agencia de Protección Ambiental de los EE.UU. determina unos límites máximos para las acumulación de metales pesados. No sobrepasar estas cantidades, pues por encima de ellas los metales pueden causar graves trastornos en los seres vivos, e incluso conducir a la muerte.

Ríos y lagos

Metal Dureza del agua (mg/l) Límite máximo (μg/l)
As 50
Be 130 (+)
Cd 50 0.66 (*)
150 1.10 (*)
200 2.00 (*)
Cu 50 6.50 (*)
150 12.00 (*)
200 21.00 (*)
Hg 0.012 (*)
Ni 50 56.00 (x)
150 96.00 (x)
200 160.00 (x)
Pb 50 1.30 (*)
150 3.20 (*)
200 7.70 (*)
Zn 50 180.00 (#)
150 320.00 (#)
200 570.00 (#)

+: Concentración promedio por 1 hora; x: concentración promedio

en 24 horas; *: concentración promedio en 4 días; #: no sobrepasar este nivel en ningún período de tiempo.

Costas

Metal Límite máximo (μg/l)
As 50
Cd 8 (*)
Cu 2.9 (+)
Hg 0.025 (*)
Ni 7.10 (x)
Pb 5.8 (*)
Zn 76.6 (*)

+: concentración promedio por 1 hora; x: concentración promedio

en 24 horas; *: concentración promedio en 4 días.

 

3) Consumo animal

As 0.05 mg/l (+)
Cd 10 μg/l (*)
Cr 0.05 mg/l (+)
Cu 1.0 μg/l (#)
Hg 144 ng/l (*)
Ni 632.0 μg/l (*)
Pb 50.0 μg/l (*) (adultos)
Zn 5.0 μg/l (*)

*: criterios para el agua; +: máximo nivel de contaminación;

#: nivel que jamás debe ser superado.

Los cuatro grandes contaminantes

Cadmio, mercurio, plomo, arsénico.

Cadmio

Es un subproducto generalmente derivado de la minería, refinación del zinc, cobre y plomo, fundición. La esfalerita (ZnS) y la greenockita (CdS) son las menas minerales más comunes.

Debido a su peligrosidad hay una legislación muy severa relacionada con la salud y el medioambiente.

La intoxicación puede provenir por vías de ingestión, inhalación, provocando síntomas agudos como edema pulmonar, y crónicos, como: anemia, trastornos respiratorios, daños renales, pérdida del olfato, trastornos del crecimiento, cáncer, degeneración ósea.

Mercurio

Las menas más importantes, por su contenido en mercurio, son en primer lugar el cinabrio (HgS). Seguidas por el calomelano (HgCl2), corderoita (Hg3S2Cl2), schuetteita (Hg3(SO4)O2), livingstonita(8HgSb4S8).

Constituye una amenaza para la salud humana y ambiental. Según el tipo de exposición, los cambios que puede sufrir, los factores ecológicos y geoquímicos y la clase de mercurio pueden influir en la gravedad de la contaminación.

La principal fuente de exposición son los gases emitidos por las plantas de tratamiento de cinabrio.

La intoxicación por mercurio daña al sistema nervioso, al sistema inmunológico, trastorna los sistemas enzimáticos y genéticos, producen alteraciones  teratogénicas.

Plomo

Se encuentra muy disperso en la naturaleza hallándose en muchos minerales principalmente en la galena (PbS), anglesita (PbSO4), cerusita (PbCO3)…

La principal contaminación por plomo se deriva de la producción metalúrgica. También almacenes y otros puntos de concentración. No es un problema reciente, encontrándose suelos contaminados en los tres últimos siglos.

La intoxicación por plomo puede producir abortos, daños en los riñones, sistema reproductor, gastrointestinales, neurológicos. Trastornos psiquiátricos, trastornos del sistema nervioso central, daños en el feto.

Arsénico

Es bastante común en la naturaleza, siendo sus principales menas la enargita (Cu3AsS4), la tennantita (Cu12As4S13) y la arsenopirita (FeAsS).

Las principales fuentes de contaminación son la aérea. Seguidas de la terrestre y marina.

La intoxicación por arsénico puede producir problemas gastrointestinales, cardiovasculares, nerviosos. Una intoxicación lenta y sostenida puede desarrollar cáncer.

BIBLIOGRAFÍA

Dietary Supplement Fact Sheet: Calcium

The Merck Manual – Mineral Deficiency and Toxicity

  • Mahan, K. Escote S. Nutrición y dietoterapia de Krause, 1996.
  • Priesner, Claus and Figala, Karin (ed.). Alchemie. Lexikon einer hermetischen Wissenschaft (en German), C.H. Beck.
  • http:/ / enciclopedia. us. es/ index. php/ Azufre
  • es/(Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo de España:
  • Ficha internacional de seguridad química del azufre).
  • http:/ / www. eurochlor. Org
  • com – Cobalto
  • Dieta y nutrición, Instituto Químico Biológico, España. Cobre
  • ATSDR en Español – Mercurio (Azogue) metálico Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU. (dominio público)
  • McCaslin FE, et al, The effect of strontium in the treatment of osteoporosis, Proc Staff Meetings Mayo Clinic
  • Fluoride Alert (http:/ / www. fluoridealert. org/
  • http:/ / enciclopedia. us. es/ index. php/ F%F3sforo
  • http:/ / minerals. usgs. gov/ minerals/ pubs/ commodity/ germanium/
  • http:/ / periodic. lanl. gov/ elements/ 26. html
  • http://osha.europa.eu/es/ Agencia Europea para la seguridad y la salud en el trabajo.
  • http://www.cdc.gov/Spanish/niosh/ Instituto Nacional para la seguridad y salud ocupacional.
  • ATSDR en Español – Resumen de Salud Pública: Antimonio

The International Molybdenum Association

GLOSARIO

  • Alopatía: Método de tratamiento médico en el cual se emplean medicamentos, cuya administración produce efectos contrarios a los síntomas de la enfermedad que se intenta combatir.
  • Coloide. Definiciones: Estado de la materia disuelta o dispersa en un medio caracterizado porque las partículas materiales miden entre 1 y 100 nanómetros y son insolubles. El medio puede ser sólido, líquido o gaseoso. Partículas tan finas que no sedimentan si no se someten a una coagulación previa. Su tamaño oscila entre 10 y 1000 angstroms. Tiene una carga neta negativa. Partículas muy pequeñas (algunas micras) de sustancias diversas que permanecen suspendidas en el agua en función de la tensión superficial de ésta, de su viscosidad, y de la carga eléctrica de las partículas. Cuerpo que al disgregarse en un líquido aparece como disuelto por la extremada pequeñez de las partículas en que se divide; pero que se diferencia del verdaderamente disuelto en que no se difunde con su disolvente si tiene que atravesar ciertas láminas porosas…..
  • Homeopatía. Definiciones: Método curativo que aplica, en dosis mínimas, substancias que en cantidad mayor producirían efectos o afecciones semejantes a las que se combaten. Forma de terapia reguladora por medio de remedios que estimulan y controlan la tendencia del organismo a curarse por sí mismo.
  • Medioambiente. Se engloba en el concepto medioambiente todo lo que afecta a los seres vivos, las personas, la sociedad, la cultura y condiciona las circunstancias de vida y adaptación en la naturaleza. Todo ello comprendido en el lugar y el momento determinado, con influencias en la vida propia y en la de las generaciones futuras. Abarca todo lo relacionado con los seres vivos, aire, agua, suelo, fauna, flora y sus influencias mutuas.
  • NIOSH: National Institute for Occupational Safety and Healt.
  • Oligoelemento: Los oligoelementos son microelementos que se encuentran en cantidades muy pequeñas (menos de un 0,1%) en los seres vivos y tanto su ausencia como un exceso por encima de su nivel apropiado, puede ser perjudicial para los organismos
  • Oligoterapia: Sistema basado en el uso terapéutico de oligoelementos minerales para mejorar o restablecer diferentes alteraciones del organismo. Utilizada desde la más remota antigüedad fueron Gabriel Bertrand y Jacques Menetrier los creadores de la oligoterapia moderna
  • OSHA: Occupational Safety And Healt.
  • Minerales: Los minerales son los componentes inorgánicos de la alimentación, es decir, aquellos que se encuentran en la naturaleza sin formar parte de los seres vivos. Desempeñan un papel importantísimo en el organismo, ya que son necesarios para la elaboración de tejidos, síntesis de hormonas y en la mayor parte de las reacciones químicas en las que intervienen los enzimas. El uso de los minerales con fines terapéuticos se llama oligoterapia.
  • Macroelementos: Los macroelementos son los minerales que el organismo necesita en mayor cantidad y se miden en gramos. Estos son: azufre, calcio, cloro, fosforo, magnesio, potasio, sodio.
  • Microelementos: Los microelementos son los minerales que los organismos necesitan en menor cantidad y se miden en miligramos (milésimas de gramo). Estos son: Cobalto, cobre, flúor, zinc, yodo, hierro, manganeso.
  • Elementos traza: Estos son oligoelementos, o coloides, que se precisan en cantidades infinitesimales, del orden de microgramos (millonésimas de gramo). Son: selenio, níquel, silicio, molibdeno, litio, cromo.
  • Diátesis: Predisposición orgánica a padecer de cierta enfermedad. Puede ser genética o adquirida.
  • La relación entre la temperatura en grados K y en grados ºC viene dada por la siguiente fórmula K = ºC + 273.15.
  • Nanoparticula: Es una partícula microscópica; con una dimensión menor de 10 nm. (el nanómetro, nm, es una unidad de longitud equivalente a la millonésima parte de un metro.)